La Nueva Luna de Aries (Abril 2015)

 

La Nueva Luna de Aries cae el día 18 de abril del 2015 a las 18:58 hora solar a 28º25’ del tercer decanato de este signo. 

 

Las fuerzas de los Genios-Ángeles de la Cábala activas en esta lunación son:

 

  • La del ángel Lelahel, (6), que rige por domicilio de 25 a 30º de Aries. Su esencia es la de la Luz y nos aporta el deseo de cambiar, de curarse. 
  • La del ángel Reiyel (29), que rige por rotación de 28 a 29º de Aries. Su esencia es la Liberación y nos habla desatascar tendencias que nos oprimen y nos aporta el afán de elevarnos.

 

  • El grado planetario en el que se manifiesta de esta conjunción es de Yesod.

 

Planetas en el cielo de esta lunación:

  • Mercurio a 08º de Tauro
  • Venus a 08º de Géminis
  • Marte a 13º de Tauro
  • Júpiter a 12º de Leo
  • Saturno retrógrado a 3º de Sagitario
  • Urano a 17º08 de Aries
  • Neptuno a 09º02 de Piscis
  • Plutón retrógrado a 15º32 de Capricornio
  • Nodos a 09º13 de Aries y Libra
  • Quirón a 19º de Piscis
  • Lilith a 15º de Virgo

 

Los aspectos más relevantes son:

  • Conjunción Sol-Luna
  • Semi-sextil exacto de Mercurio y Venus
  • Cuadratura Mercurio-Júpiter
  • Cuadratura Júpiter-Marte
  • Cuadratura Venus-Neptuno
  • Cuadratura Saturno-Neptuno
  • Cuadratura Urano-Plutón
  • Cuadratura Nodos-Plutón
  • Cuadratura Lilith-Venus
  • Trígono Saturno-Nodos
  • Trígono Urano-Júpiter
  • Trígono Lilith-Plutón
  • Trígono Mercurio-Lilith
  • Oposición Júpiter-Venus

 

Luna nueva de Aries - Abril 2015

 

Una lunación en el tercer decanato de Aries nos catapulta hacia el futuro; nos sugiere la idea de adelantarnos a los acontecimientos, ya que se trata de un decanato de anticipación, (Sagitario), que nos permite ser más osados, de ir más allá del plan establecido, aunque hablar de planes con Aries resulta francamente insólito. Kabaleb dice respecto a esta situación 

en el tercer decanato de Aries se activa la tercera de las fuerzas divinas donde se manifiesta la Ley. Es una fuerza administrada por Binah que no se distingue precisamente por su delicadeza.

 

Por lo tanto puede ser una lunación que nos “obligue” a tomar buena nota de lo que tenemos que hacer sin pretexto ni excusa alguna, como solía espetarnos, sin demorarnos, sino agilizando las cosas para no retrasarnos.

 

Con este signo y en este decanato la idea es lanzarnos al vacío con la total seguridad y la confianza ciega de que todo va a favorecernos; de que los propósitos en los que creemos y por lo que apostamos son la mejor opción; se trata de ser los artífices de un mundo nuevo. Si bien este perfil es muy característico de Aries, la lunación activa lo que hay de Aries en cada uno de nosotros. Así pues, debemos arriesgarnos y

ser los grandes iniciadores del futuro y los que encienden la antorcha del porvenir

como diría Kabaleb.

 

Tenemos que esforzarnos en expresar nuestros mejores valores. Es el momento del cambio de estrategia en los ámbitos de la vida que requieren una urgente remodelación. Más que nunca hay que movilizarse y para todos aquellos abanderados y emprendedores que se atrevan a dar un paso hacia delante, habrá premio, contarán con más ventajas durante esta lunación para que sus motivaciones y pensamientos se instituyan en el mundo.

 

Estemos muy atentos a lo que pase durante estos próximos días; ¿qué propuestas nos hacen?, ¿qué acuerdos se firman?, ¿qué somos capaces de reestructurar dejando atrás el pasado? La fuerza va a ser para quien se aventure y crea que las utopías tienen cabida.

 

Anticipar es ser el profeta que anuncia lo que va a suceder.

Kabaleb

 

Si bien el Sol y la Luna en este Decanato están prestando sus energías a la edificación de ese futuro de ciencia-ficción, los grados de Yesod nos perfilan algo más, y es la necesidad de materializar los impulsos arianos. Se trata de una lunación de vanguardia, activa, con gran empuje para que la cristalización, (grados Yesod) equilibre la tendencia al descontrol. Es ser un poco Sagitario, instalando un pedazo de futuro en el presente, y sabiendo que es algo que no puede hacerse sin esfuerzo, como quien quiere entrar en un metro abarrotado y debe empujar o acabar desalojando algunos asistentes, es poco  ortodoxo, pero a veces necesario para quien se ha instalado y no quiere ceder o compartir su sitio. Así las cuadraturas de Júpiter-Marte; Venus-Neptuno; Saturno-Neptuno; Urano-Plutón-Nodos, se encargarán de hacer el trabajo sucio. Nos lo dejarán claro porque promoverán el conflicto para forzar la renovación.

 

Pero podemos anticiparnos, mover ficha, tomar posiciones ventajosas; nos toca actuar. Hay fuerzas providenciales que trabajan precisamente en la elaboración del porvenir y que gracias a los trígonos Saturno-Nodos; Urano-Júpiter; Lilith-Plutón y Mercurio-Lilith, nos pueden sacar del apuro y permitirnos conseguir toda la fuerza de persuasión, de poder racional y legal que beneficie a la mayoría; eso nos permitirá viajar con mayor comodidad, se multiplicarán los vagones y habrá espacio para todos.

 

La lunación de Aries siempre supone una novedad porque a partir del equinoccio de primavera las energías planetarias nos “exigen” comenzar una nueva singladura. Pero tal y como se enseña en la Astrología Cabalística o Astrocábala según el método diseñado por Kabaleb, Aries no se encuentra solo, sino que cuenta con el apoyo de Tauro en su Casa II, la de los bienes y los dones que le son facilitados; con Géminis en su Casa III, ofreciéndole ideas ventajosas, hermanos y vecinos que le ayudarán; con una Casa V en Leo, asegurándole toda clase de experiencias placenteras y creativas; una Casa X en Capricornio, el signo de las grandes empresas, que le asegurarán un buen trabajo y nada debe temer.

 

Teniendo en cuenta que precisamente en esta lunación Mercurio y Marte están en Tauro; Venus en Géminis; Júpiter en Leo y Plutón en Capricornio, disponemos de buen carburante, de las energías adecuadas para poder llevar a cabo nuestros propósitos. La parcela Aries representa el inicio, las Casas que se activen con Aries para cada signo zodiacal estarán potenciando esa iniciación. Notemos que Mercurio y Venus se han intercambiado los roles, Venus en Géminis y Mercurio en Tauro, lo que da marcha a las ideas de Tauro y una buena dosis de sensibilidad a Géminis.

 

Todo ello nos va a facilitar la siembra de nuevas cosechas que debemos plantar en estos días, son energías planetarias que nos permiten superar los escollos del pasado. No esperemos a que la vida nos empuje, llevemos las riendas de nuestra evolución personal en beneficio de todo el colectivo.

 

 

Influencias de la Luna en cada signo

 

Para los Aries, el sector activado es el de la Casa I. Nuevo nacimiento repleto de posibilidades de acción que deben concretarse tal y como nos indican los grados de esta lunación y las influencias de los dos Genios que la respaldan. ¿Qué es lo que no has hecho aún y no puedes aplazar más? Eres quien se encarga de poner las pilas a tus conciudadanos, pero ahora se trata de pensar en ti. Puedes demostrar tu capacidad para empezar y terminar las cosas y sacarte de encima esa fama de quien abandona antes de iniciarlas. Tú puedes. Celebra tu nuevo año como se merece.

 

Tauro. Un momento siempre muy íntimo porque estás finalizando una etapa. La Casa XII representa la síntesis de todo lo que has aprendido y te deja claro lo que tienes que dejar atrás. No es fácil para un signo identificado con las experiencias, pero pasar página es abrirte a nuevas posibilidades. Nada va a ser como era, todo va a ser mejor. Supera las decepciones y celebra tus aciertos, pero limpia el expediente. Tienes que diseñar tu nuevo guión más acorde con lo que te mereces, claro está si piensas de verdad que te lo mereces. Analiza, medita, conéctate con tu Yo interior, de esas reflexiones sacarás muchos beneficios, te sentará de maravilla.

 

Géminis. Con la Casa XI activada puedes demostrar lo bien que dominas el medio en el que te sitúes. Buen momento para apostar por tus proyectos, los que has estado perfilando durante todo el año y que ahora están a punto de ver la luz. El sector de la amistad es también un excelente aliciente para que si ya lo tienes todo claro, lo compartas con quien más te quiere. Promover encuentros, salidas, generar optimismo a tu alrededor te conectará con una de las facetas más fantásticas de tu personalidad: ser puente entre inquietudes e ilusiones de la gente, algo que te van a agradecer soberanamente.

 

Cáncer. Apostar por lo mejor que sabes hacer es la consigna de esta lunación que activa el sector X, el de la profesión, además de las relaciones paternales. El padre aquí abajo y el padre arriba, como esa mirada que te lleva hacia metas sublimes. No solo de trabajo vive el hombre, y recordar quién eres y de qué eres capaz puede ser una buena opción, sobre todo cuando te falte inspiración o confianza. Esta lunación te puede aportar más seguridad y si buscas un cambio profesional, este es el mejor momento para impulsarlo.

 

Leo. Quien desee tu compañía que te lleve de viaje, podría ser la consigna teniendo el sector IX activado. Cambios, viajes, estudios, búsqueda del significado de la vida, si, pero si lo haces, que sea en buena compañía y sobre todo que te aleje de la monotonía. La vida te pide que actives tu imaginación, que encuentres nuevas vías de acceso al conocimiento, que te conectes con esas partes aún poco exploradas de tu personalidad. Todo lo que te descoloque te sentará de maravilla.

 

Virgo.  La pasión puede encender motores con el sector VIII activo. Eros y Tanatos; la consigna es dejarte llevar al ritmo de las emociones sin oponer resistencias, lo pasarás bien y podrás liberarte de ciertas responsabilidades que te complican la vida. Pon el cartel de “no molestar” y entrégate a vivir el momento presente. Te falta desinhibirte para sentir más y pensar menos. Con los Genios de la lunación que nos hablan de cambios, de liberación y desatasco, está claro que debes superar adicciones, lastres y tendencias contrarias a tu felicidad. Convéncete, es posible pero ¡actívate!

 

Libra. Con los nodos transitando por tu signo y el que tienes enfrente, tu Casa VII en Aries, aún hay “cosillas” por limpiar, tendencias por desalojar, comprender lo que tu “otro yo” te está proponiendo, a veces de buenas maneras, otras no tanto. Pero lo importante es que prestes atención a los detalles, a lo que el espejo, pareja o sociedad te estén proponiendo. Si surge un desaguisado con los socios o con quien pone en jaque tus sentimientos, se trata de comprenderlo y no quedarte con la vivencias y encerrarte en tu mundo en el que el ideal es una preciosa utopía. Esta lunación te permite cambiar de estrategia y reconciliar posturas enfrentadas, aprovéchala. Mercurio y Marte en Tauro respaldarán tus mejores iniciativas.

 

Escorpio. Una lunación para ver claro lo que tienes que cambiar respecto a tus hábitos o al servicio que das a los demás. Ni poco, ni mucho, los excesos te pasarán factura, “obligándote”, de alguna manera, a adoptar pautas, dietas, nuevas disposiciones que tu salud, física, emotiva, anímica en general mejoren. Escucha a tu organismo, a ver qué te está pidiendo. Es el mejor momento para activar tus mecanismos de defensa, para que te ayuden a superar adicciones o frustraciones. Pero en realidad, tú no necesitas advertencias porque ya sabes lo que te conviene y lo que no y cuando haces caso omiso a tu conciencia, la frustración bloquea tu sistema de eliminación y es cuando se acumulan las toxinas, los quilos, los impedimentos. El Sol, la Luna, el Nodo y Urano impulsando todos a una tu voluntad, utilízala.

 

Sagitario. Saturno en tu signo pesa, pero la conjunción Sol-Luna en Aries activando el sector V, suerte, providencia, obras, hijos, y amor, te dan marcha para superar cualquier escollo. Tus propósitos más amorosos deben salir a la luz y teniendo en cuenta que los Genios de esta lunación generan cambios lumínicos, si te conectas con esas energías podrás dirigir tus esfuerzos hacia objetivos elevados y que todo ese carburante de Lelahel y Reiyel, te apoyarán para que esos cambios, esa sanación y desatasco puedan ser especialmente efectivos. Decimos que la suerte es para quien se la gana y tú puedes alcanzar el cielo si enfocas hacia la parte más elevada de tu personalidad. Ponte en marcha, activa tus oportunidades y disfrútalas.

 

Capricornio. Estar más por lo íntimo y familiar que por tus múltiples actividades sería lo propio con el sector IV de tu mapa astral activado. Te sentirás a gusto compartiendo tus sentimientos, atendiendo los deseos de las personas más cercanas. Si hace tiempo que no visitas a tu familia, este es el momento de organizar un encuentro. Por otra parte, con el Nodo y Urano, se trata de hacer borrón y cuenta nueva si hubieron tensiones y apostar por la reconciliación. Ya no se trata de esconder el serrín bajo la alfombra, sino cambiar directamente de suelo, la base sobre la cual edifiques un amor sin fisuras; de las crisis siempre se aprende.

 

Acuario. Te caracterizas por ser el templo del pensamiento, por ser capaz de comprender la estructura del cosmos, pero a veces te cuesta tomar conciencia de que hay un mundo más cercano, en miniatura y no por ello menos importante. Los pequeños detalles que contribuyen a que el día a día cotidiano vaya mejor. Esta lunación te invita a tomar conciencia de lo que puedes hacer por los demás con una palabra tierna, empatizando, con ganas de ayudar a tus hermanos, tus vecinos, el entorno inmediato. Con el sector III activado, tu comunicación, tus ideas se escuchan y eres parte de ese engranaje maravilloso que es la sociedad y de la cual no puedes escindirte. Hay palabras que agreden y otras que sanan; tú decides con qué aplicación te quedas.

 

Piscis. Una lunación para disfrutar de lo que tienes, de lo que la vida te ofrece, de los regalos del universo, dándote cuenta de que eres tú quien marca el ritmo de tu felicidad, no los aspectos exteriores. El dinero es energía y bien empleado enriquece, su infrautilización, contamina. Reconciliarte con esos bienes que te toca recibir, con los favores que vas a encajar. No siempre es fácil quererse o dejarse agasajar y estos días el ejercicio va en este sentido: ser capaz de conectarte con la fuente de la abundancia. Pide, o mejor, decreta y se te dará. (Casa II).

Influencia de la lunación para todos los signos

Escriba un comentario