El Libro de las mutaciones: El Yi king | Red Milenaria

El Libro de las mutaciones: El Yi king

Las diferentes tradiciones filososóficas de oriente a occidente tratan de desvelarnos los misterios de la creación. Oriente es la cuna de grandes enseñanzas y aunque desde estas páginas solemos referirnos a la Kabbalah como gran fuente de sabiduría, el pensamiento antiguo y milenario tiene cabida y excelencia en la memoria de la historia de nuestra civilización. Una de estas venerables enseñanzas es el Yi King.

 

El I ChingYijing o I King  (易經) es un libro oracular chino cuyos primeros textos se supone fueron escritos hacia el 1200 a.C. Es uno de los cinco libros clásicos de Confucio. Se traduce como el libro de las mutaciones. En realidad se le atribuye a Confucio su revisión ya que su origen proviene de la dinastía Zhou, (3000 a.C.).  Se ha considerado mucho tiempo como un libro adivinatorio y también un manual de enseñanza, pero se trata más de un libro filosófico y cosmogónico de gran sabiduría. Su estructura permite consultarlo como oráculo preferentemente espiritual en el sentido occidental del término.

 

El Yi King llega a Europa a finales del siglo XIX y después de varios intentos de traducción. Es el misionero y sinólogo alemán Richard Wilhelm que a principios del siglo XX publica una nueva versión mucho más fidedigna que las anteriores. Prologada por el eminente psicoanalista Carl Jung, que llegó a afirmar que el Yi king obedece a la ley de la sincronicidad y las respuestas obtenidas al consultarlo son totalmente coherentes con las preguntas formuladas, contribuyó a autentificar o enaltecer el contenido de este tratado y su posterior difusión.

 

El Yi king o I Ching nos introduce en un universo fundamentado por el principio del cambio, (común al Kybalion) y la relación que se establece entre los opuestos, en el sentido de permitirnos una aproximación a cualquier  situación teniendo en cuenta otras posibilidades o factores donde se incluye la tendencia opuesta, ya que cualquier variación nos lleva irremediablemente a un nuevo estado. Los seres humanos, la naturaleza, las vivencias se suceden siempre cíclicamente. Es por ello que descubrimos en el Yi King un tratado cosmogónico donde lo de arriba y lo de abajo están perfectamente representados. Cielo y Tierra, Yin-Yang, energía creadora positiva que proviene del cielo y energía receptiva negativa que proviene de la tierra que es a su vez fecundadora de un nuevo ciclo. Su propósito es expresar de forma atemporal las situaciones y experiencias de la vida.

 

Vemos que esta tradición oriental se entronca perfectamente con las enseñanzas cabalísticas en relación con los principios del Árbol de la Vida y sus Columnas Derecha e Izquierda, positivo y masculino, femenino y negativo respectivamente.

 

Réplica de un caparazón de tortuga oracular con antiguos escritos oraculares chinos inscritos en él.

Para el I Ching como para la Kabbalah, la vida se sustrae tanto de arriba como de abajo en un principio material e inmaterial, aunque todo relativo y pasajero.

 

El sistema del Yi King se utilizaba originariamente marcando hexagramas con una vara de metal candente en el caparazón de una tortuga. La leyenda cuenta que fue el emperador Fu-Shi, contemplando el cielo y la tierra, que se percató de las marcas o señales de todas las cosas, y observó su propio cuerpo y se dio cuenta de que todo está interconectado. Su inspiración le llevó a dibujar 8 trigramas que representarían el estado de las cosas, ahora diríamos que estableció 8 arquetipos específicos e importantes para la época.

 

Los trigramas

Trigramas I Ching

 

El cielo, el lago, el fuego, el trueno, el viento, el agua, la montaña y la tierra.

Estos 8 trigramas son representados en dibujos de arte chino en un círculo alrededor de los símbolos Yin-Yang.

Yin Yang y Trigramas

El resto de los trigramas se establecieron a partir de la combinación de estos principales arquetipos que quedaron en los 64 hexagramas que conocemos hoy día. Es fácil ver que estos 64 hexagramas suponen una unidad, 10, igual a 1.

I Ching 64 Hexagramas

Más tarde se utilizaron varillas disímiles que se separaban y manejaban para lograr componer las secuencias de cada trigrama y formar los hexagramas. Este sistema que supone un diestro manejo de las varillas es muy lento, pero crea el clima de paz y reflexión necesarios para cada consulta. Ahora se maneja el Yi King con cartas o runas donde aparecen inscritos cada uno de los trigramas.

 

El I Ching es como un universo en miniatura. Estos trazos geométricos son líneas continuas que representan el cielo, lo positivo y masculino, lo activo y emisor, el Yang y líneas discontinuas la tierra, lo pasivo, femenino y receptor, el Yin. Las disposiciones de las líneas combinadas en trigramas suponen una fuerza específica a las que se les asignó un nombre y condición.

 

El Yi king es una vía de realización personal y su oráculo ilustra todas las situaciones humanas que según la tradición nos revelan claves de transformación o cambios que pueden ayudarnos a orientar positivamente nuestras expectativas de vida. El Yi king responde a la consulta como si se tratara de una petición dirigida a una entidad superior.

 

Se trata de un método de manejo sencillo pero de profundo análisis e interpretación. Dicen los sabios que se necesita toda una vida para entender el Yi King. No es nada extraño si nos atenemos a su profunda simbología que nos habla de todo lo que somos, de todo lo creado, de las energías y elementos que nos circundan. Su estudio sin duda nos acerca a la esencia de las cosas desde una aproximación diferente de la mentalidad occidental.

 

Inmersos en un mundo de cambios permanentes que desfilan ante nuestros ojos y nuestra conciencia, consultar el Yi King puede ser otra de las buenas opciones para comprender el significado de los acontecimientos.

Comentarios

Escriba un comentario



categorías en Nube de etiquetas
Actualidad Acuario Agua Aire Aladiah Albert Rivera Alquimia Amor Aniel Aniversario Análisis de sueños Análisis onírico Arial Aries Aspectos Assiah Astrocábala Astrología Astrología Cabalística Atzilluth Binah Buque Cambio Capitán Capricornio Carta Astral Casas astrológicas Chavakiah Ciencia Ciudadanos Conciencia Corrupción crisis Cuento Cuerpo Cursos Cursos online Cábala Cáncer diccionario de sueños Eclipse Eclipse lunar Ecología economía Ego Superior Elecciones Elemiah El Naufragio Emociones Equinoccio Equinoccio de Otoño Equinoccio de Primavera Equinoccios Escorpio Etz Hayim Formación Fuego Física cuántica Genios Grados de Poder Géminis Génesis Hekamiah Hesed Hochmah Hod Imamiah Interpretación de los sueños Jeliel Júpiter Kabaleb Kabbalah Kether La Nueva Luna Leo Letras Hebráicas Libra Luna Luna LLena Luna Nueva Luz Malkuth Marte Meditación Mercurio Mitología Más allá de los velos de Morfeo Naturaleza Navidad Nelkhael Neptuno Netzah Nueva Luna Numerología Numerología cabalística Pablo Iglesias Pascua Pedro Sánchez Piscis Planetas Planetas Retrógrados Plenilunio Plutón Podemos Poder Política Poyel PP Psicología PSOE Quirón Rajoy Red Milenaria Relatos Ritual Sagitario San Juan Saturno Semana santa Sephirah Sephiroth Signos Zodiacales Simbología Sol Solsticio de invierno Solsticio de verano Solsticios Sueños Talleres Taumaturgo Tauro Tertulias test Tierra Tiphereth Tránsitos planetarios Urano Venus Vida Vida cotidiana Video Virgo Yesod Yetzirah Yod-He-Vav-He Zodíaco Ángeles Árbol Cabalístico Árbol de la Vida Árbol de la vida - Etz hayim