El reencuentro de las almas | Red Milenaria

El reencuentro de las almas

En el principio fue la observación, de ésta nació la ciencia, el génesis de la vida, de la naturaleza de las cosas, del mecanismo de las cosas, de la física a la metafísica y más allá…

En el presente la ciencia sigue desarrollándose, creciendo, expandiendo esa primigenia observación. 

En el futuro, ¡quién sabe!El reencuentro de las almas

Llevamos en nosotros la esencia misma de la primera e íntima reflexión de todo lo que es, y si lo primero fue el ser observándose a sí mismo, viendo en su reflejo, descubriendo su doble polaridad, masculina y femenina, exterior e interior, tenemos a Adán y Aisha en su expresión simbólica plantando las semillas de la multiplicación en el cuerpo y en alma de cada ser, todo ello con el fin de desarrollar la visión interior e integrar ese trascendental descubrimiento a nuestra naturaleza humana. De esa comprensión depende la relación entre todo lo creado, la chispa que enciende el motor de la existencia: la energía del Amor en la mirada que nos conecta los unos a los otros. 

Los ojos son el reflejo del alma, las lámparas del corazón. Dice Kabaleb a propósitos de la luz que llega a los ojos, que cuando los abrimos al mundo nuevo, podemos ir al encuentro de las situaciones que nuestro Yo Superior ha elaborado para enseñarnos el camino de la Luz. Es entonces cuando conseguimos reconocernos como discípulos de Cristo, nuestro Cristo interior que elaborará entonces las imágenes en el laboratorio de Yesod, (9 Sefirah del Árbol de la Vida) y la cristalización de experiencias adecuadas y creativas nos llevará a vivir lo mejor de nuestra existencia.

Cuando la luz se apodera de esa visión, el cielo y la tierra se unen en nuestro interior y todo, el preciado don que es nuestra vida nos es revelado.

Es maravilloso descubrir todo ese mecanismo en un instante, ese proceso que nos lleva a encender la chispa de una relación como un destello en medio de la oscuridad. Surge entonces el Reencuentro de las Almas en su danza eterna, ora aquí, ora allá, en un país, una isla, un continente, en una condición masculina, en una femenina, enlazados, bailando en la misma cadencia, en la misma vibración que nos lleva a conectar en una fracción de tiempo con la esencia del alma que nos reconoce, despojados de máscaras, de vestiduras, de maquillajes, de fachada social, de miedos y disfraces. Es el Amor, ese Uno en sus múltiples manifestaciones.

Como nos enseña la Cábala, se trata de ser capaz de vivir en conciencia, de atreverse a Ser quien de verdad quieres ser, con el peso de las responsabilidades, pero sobre todo con la aceptación del placer para sentirse merecedor del Amor, de la ternura, de la plenitud, en definitiva sentirse unido a la vida, a las personas, a la condición humana. Esas son las ventajas de encontrar lo que buscas.

Estas reflexiones son fruto de la expresión de mis sentimientos, de mis sensaciones vividas estos días y que han calado hondo en mi corazón. 

He asistido a un enlace de Almas, a una boda cósmica en la tierra, porque las personas que se han unido han pasado por esa fase. Se vieron y se reconocieron, conscientes del trabajo que habían decidido reanudar. 

Y nos han hecho cómplices de su unión, de su bondad, de su Amor, de su tarea humana. Nos han permitido compartir, vivir su experiencia en una Isla Mágica que tiene fama de rasgar las vestiduras, de desnudar y abrir los corazones, de mover estructuras. Los cuatro elementos unidos. El Fuego de un Sol pasional que se refleja en las Aguas de un mar de azules entre índigo y turquesa, jugando con el viento de Levante y Poniente que transporta los deseos que se dibujan en una arena de múltiples matices que impregnan de color una Tierra de bellos romances y esperanzas. Es la Tierra Prometida si sabes buscar, si sabes encontrarla. 

Formentera, “Illa de Dones”,  fuerza femenina que arraiga la vida. Frumentaria o tierra de trigo, de oro, símbolo de abundancia, me siento llena de ti, de vosotros, Amores. 

Eso es lo que hemos experimentado, mis hermanos y mi hija estos días de Novilunio. El mejor de los augurios nos llevó hasta este paraíso, Hesed, nos ha cautivado. En una ceremonia entrañable, creativa, amorosa, de miradas tiernas y sinceras, se dieron el SI, y una cohorte de Ángeles les rodeó bendiciendo su unión, testigos de su pacto de Amor. Su preciosa generosidad fue nuestro regalo.

Sólo bastó un momento, se observaron, y en la profundidad de sus miradas sus almas se regocijaron. En ese instante empezó todo, ¡al fin estaban juntos!

Comentarios

  • Alt
    Lun, 08/08/2011 - 19:18 responder

    Que bonita reflexion y experiencia vivida,para despues narrarla tal cual sale de tu corazon....gracias por transportarnos a esa isla magica por unos instantes.Es un chute de Amor en vena.Un abrazo corason de melon

    • Alt
      Lun, 08/08/2011 - 20:13 responder

      Gràcies tresor!

      Estimada d'Olors. Siempre atenta a las palabras y ofreciéndome tu eterna y Amorosa Amistad. La vida ahora te lo pone todo más fácil, te sonríe, te lo mereces mucho, todo. T'estimi preciosa com diuen a Ses Illes

  • Alt
    Lun, 08/08/2011 - 19:41 responder

    Muchas gracias Milena por ser capaz de trasladarnos con tus palabras a ese instante. Leía hace un tiempo un escrito de Coelho en el que decia: "que en todas las existéncias en un momento u otro nos encontramos con con nuestra alma gemela" Yo diria que en esos encuentros puede ser sólo un instante, otras compartimos vida, ni siquiera lo vimos paso por nuestro lado y sentimos que algo se movia en nosotros necesitabamos respirar profundamente algo nos hacia viajar a lugares lejanos a la velocidad de la luz, en ocasiones uno frente al otro al mirarnos sentimos que nos recorre una energia y fuerza la misma que surgió para la creación del universo que es tal la atracción que se siente que a sentimos el vacio de seres incompletos en busca de lo que nos complementa. Y si conseguimos hallarla y reconocerla y reconocernos en ella entonces sentimos que cesó la busqueda que llegó lo tan ansiado, las almas suspiran y se unen con un espiral de luz, calor irradiando amor a toda la humanidad.
    Enhorabuena, que la felicidad llene sus vidas y que esa plenitud que se halla cuando se llega al hogar innunde su existencia.
    Un abrazo

    • Alt
      Lun, 08/08/2011 - 20:09 responder

      Gracias a ti Hermosa Anna, Diosa del templo de Ofiuco, de donde la sanación toma forma. Gracias por tus bellas palabras que dan fe del corazón grande y bondadoso. Sabes que te quiero, y no me canso de decírtelo.

  • Alt
    Mié, 10/08/2011 - 23:39 responder

    Hermosas y poéticas palabras, aunque resulta difícil hallar términos para definir lo que hemos vivido estos días, lo guardamos como un tesoro en nuestros corazones, un lugar paradisíaco y gentes paradisíacas, en todos los sentidos, realmente un regalo divino. Un besazo. Sol

  • Alt
    Jue, 11/08/2011 - 09:36 responder

    que precioso artículo!!! me he transportado gracias a tus palabras , a ese juego entre los cuatro elementos y ha esa felicidad colectiva que impregnasteis en la isla. Me alegro por todos y gracias por esta poesía de la "verdad ". Como te dijo una vez un chico: "tú eres verdad " , y por eso te sale, explicarlo todo con tanto amor y sencillez. En momentos de melancolía para mí...tus palabras són un aliento de esperanza.Gracias !!! te adoro!!
    Ana

    • Alt
      Jue, 11/08/2011 - 09:42 responder

      Ana, tesoro, sabes, me impregno de todo el Amor que me rodea, el tuyo está ahí siempre para inspirarme, porque una vez que ha entrado en mi corazón, se expande y expande. Gracias por estar siempre aquí dentro. Te Quiero.

  • Alt
    Dom, 14/08/2011 - 13:50 responder

    Querida Milena,
    Lagrimas de alegria y felicidad recorren mis mejillas en este preciso momento .El amor que transmiten tus palabras ha prendido en mi corazon me siento uno con todos y celebro esta maravillosa unión.Amor Paz y Alegria para los seres divinos,Todos.Hasta siempre.Os Amo.

Escriba un comentario



categorías en Nube de etiquetas
Actualidad Acuario Agua Aire Aladiah Alquimia Amor Aniversario Análisis de sueños Aries Astrocábala Astrología Astrología Cabalística Atzilluth Binah Cambio Capricornio Carta Astral Casas astrológicas Chavakiah Ciencia Conciencia Conjunción Corrupción creatividad crisis Cuento Cursos Cábala Cáncer diccionario de sueños Eclipse Eclipse lunar Ecología economía Ego Superior Elecciones Emociones Equinoccio Equinoccio de Otoño Equinoccio de Primavera Equinoccios Escorpio Etz Hayim Filosofía Formación Fuego Física cuántica Gematría Genios Grados de Poder Géminis Génesis Hesed Hochmah Hod Hoguera Imamiah Interpretación de los sueños Jeliel Júpiter Kabaleb Kabbalah Kether La Nueva Luna Leo Letras Hebráicas Libra Luna Luna LLena Luna Nueva Luz Malkuth Marte Meditación Mercurio Mitología Más allá de los velos de Morfeo Naturaleza Navidad Nelkhael Neptuno Netzah Nueva Luna Numerología Numerología cabalística números Pablo Iglesias Paraíso Pascua Pedro Sánchez Piscis Planetas Planetas Retrógrados Plenilunio Plutón Podemos Poder Política Poyel PP Primavera Psicología Psicología Transpersonal PSOE Quirón Rajoy Red Milenaria Relatos Ritual Sagitario Salud Sanación San Juan Saturno Semana santa Sephirah Sephiroth Signos Zodiacales Simbología Sol solsticio Solsticio de invierno Solsticio de verano Solsticios Sueños Talleres Taumaturgo Tauro Tertulias test Tierra Tiphereth Tradición Tránsitos planetarios Unión Urano Venus Verano Vida Vida cotidiana Video Virgo Yesod Yetzirah Yod-He-Vav-He Zodíaco Ángeles Árbol Cabalístico Árbol de la vida - Etz hayim