Naturaleza | Red Milenaria
05Jul

Las fases de la Luna: Conciencia de los 4 procesos lunares

Una fiel lectora de Redmilenaria.com, a la que agradezco su comentario, me ha solicitado información acerca de la conveniencia de iniciar proyectos o negocios en el proceso de la Luna Nueva. En este artículo que publicamos en su día recogemos las distintas fases por las que pasa la Luna y que siempre es bueno recordar ya que, cada mes, puntualmente, hacemos ciertas recomendaciones respeto al novilunio.

Los antiguos solían seguir mucho el desarrollo lunar, porque la Luna pone de manifiesto nuestra personalidad inconsciente, y para la Astrología Cabalística, y para la Cábala, es Yesod, es el depósito de la memoria de todos los Sephiroth del Árbol de la Vida, y por lo tanto nos permite cristalizar objetivos, que hayamos sembrado durante la primera fase lunar.

El ciclo lunar es un micro ciclo relacionado con el abanico de emociones que administra esta luminaria que ascendió en Astrología a la categoría de planeta. La Luna se mueve dibujando 4 fases en la bóveda celeste que van desde la Luna Nueva, pasando por el cuarto creciente, la Luna Llena al cuarto menguante. Cada una de estas fases nos afectan de manera diferente, desde el ámbito más personal e íntimo, a las actividades profesionales y físicas. La Luna como el Sol marca el ritmo de vida de la evolución en la tierra del mundo mineral, vegetal, animal y humano

21Jun

Solsticio de verano 2013, el Solsticio del cambio

Hoy es un Gran Día para la sabiduría planetaria, es el Solsticio de verano para una parte del planeta, solsticio de invierno para otras latitudes, un momento estelar en nuestras vidas porque nos permite estar en contacto más consciente con la Madre Naturaleza.

20Mar

Equinoccio de Primavera

El equinocio de primavera. Este equinoccio marca unos cambios de registro en nuestra naturaleza, no solo externa, sino también interna, que afectan y determinan nuestras actividades.

11Mar

Blanco sobre negro

Blanco sobre negroY hágase la luz, eso es lo que hemos estado esperando casi 72 horas después de uno de los tantos accidentes climatológicos a los que la Naturaleza nos tiene acostumbrados en estos últimos tiempos, nos dejase sin el fluido del que no podemos prescindir en el momento actual de nuestra civilización: la electricidad.  Una formidable ventisca de nieve totalmente inusual en unas tierras encaradas al mar y acostumbradas al gélido viento del norte, que aquí llamamos tramontana, cubrió de blanco espeso los acantilados de nuestra geografía.

Siempre hubieron y habrán fenómenos naturales que nos lleven una veces a aliarnos y a admirar el precioso espectáculo de una Naturaleza generosa, como otras a renegar de su carácter dantesco, refiriéndonos precisamente a ese gran poeta del otoño de la Edad Media, Dante Alighieri, porque expresó de forma sublime, descriptivamente enigmática y formidable nuestro Cielo y nuestro  Infierno, en su obra la Divina Comedia. En su Canto 1º Dante se refiere al poeta perdido en una noche entera en una intrincada selva en la que tres bestias feroces le impiden el paso.